Video de Luis Pérez Companc en Rally Japón 2007

Video de Rally de Luis Pérez Companc en el Rally de Japón 2007

Anuncios
Luis Pérez Companc

Luis Pérez Companc y el Cross Country

Esto opinaba  Luis Pérez Companc sobre el Cross Country me gusta especialmente por lo que tiene de aventura. Pero me atra més el Rally donde se puede andar rápido y se siente mucho al auto, al que hay que llevar, constantemente, con otro nivel de concentración.

Por mi experiencia en la Patagonia, me sale más naturalmente correr en la tierra que en la pista, donde estás atado a ir por determinado “camino”, y determinados radios si querés que te salgan los tiempos.

¿Los vuelcos? El riesgo en el automovilismo está muy acotado. Es muy difícil lastimarte con un auto de carrera. Me he pegado ya unos buenos palos y nunca me hice nada. Ese es mi argumento para tranquilizar a la familia.

Luis Pérez Companc: Grecia para dos

Los argentinos Luis Pérez Companc y Federico Villagra, esa dua increíble, clasificaron 11vo y 14 respectivamente en el grupo mundial durante la primera etapa del Rally de Grecia en junio de 2007.

El finlandés Marcus Gronholm lideraba por ese entonces las posiciones a bordo de un Ford Focus oficial.

El otro representante nacional, Gabriel Pozzo, con un Mitsubishi del Tango Rally Team se ubicó por ese entonces cuarto en la categoría N4 del grupo de Producción que comandó Juho Hanninen.

Luis Pérez Companc nos cuenta la importancia de saber andar lento

Luis Perez Companc: Cuándo empezamos a analizar los parciales en esas carreras salió a la luz en que momento es donde pierdo. Así vimos que en la parte rápida estoy bien, pero en la parte lenta me sacan ventaja porque precisamente me cuesta andar lento. Quedo atrás entre 3 y 3 segundos y medio por km. En las filmaciones yo voy siempre maniobrando, a los manotazos, la cola se me va y me apuro y eso me perjudica. Este aspecto es muy técnico, pero pude pulirlo en mi viaje a España con Kresta.

Me refiero siempre a dominar la parte lenta, convencerse de que hay que frenar, el auto bien, doblar despacio y salir rápido. Para el espectador que está afuera cuando yo paso a toda velocidad a los tumbos le parece espectacular, pero en los tiempos no me sirve de mucho.

Con el Ford Focus tenés que frenar derechito y doblar ahí dónde sacás mayor velocidad de curva y aprovechás el mayor potencial del auto.

Ford GT40 MK III de Pérez Companc

Entre los maravillosos autos de la familia de Luis Pérez Companc Otro diamante que ganó Le Mans entre 1966 y 1969 de manera consecutiva. El expuesto por GPC fue uno de los autos usados por los neozelandeses Chris Amon y Bruce McLaren en 1966; los estadounidenses Dan Gurney A.J. Foyt en 1967; el mexicano Pedro Rodriguez y el belga Lucien Bianchi en 1968 y el también belga Jacky Ickx y el inglés Jackie Olivier en 1969. Cuenta con un impulsor V8 central trasero de 4.737 cm3.

El número 40 tiene que ver con su altura: de 40 pulgadas (1.016 milímetros) como dictaban las normas de participación. En la muestra también se vio un ejemplar actual, pero de calle. Tiene un motor de 550 caballos y un precio estimado de 180.000 euros.

La importancia del Rally de Japón 2007

Esta prueba de Japón en 2007 es bien recordada por los hombres de las formaciones argentinas en el Campeonato Mundial de Rallies, en especial para Luis Pérez Companc. Si bien en el WRC, el resultado estuvo favorecido por los abandonos de importantes protagonistas, ello no resta méritos a la labor de Luis Pérez Companc-José María Volta, y Federico Villagra, con José Díaz como navegante, sobre sendos Ford.

El primero, concluyó la segunda etapa cuarto, y resultó finalmente quinto en una performance que privilegió el asegurarse un resultado, y así Matthew Wilson (Ford) lo superó al final. De esta forma, el binomio superó su mejor resultado hasta el momento en su participación en el Mundial, avanzando sobre el sexto puesto del Rally de Argentina 2004, con un Peugeot 206 WRC.

Y el “Coyote” llegó séptimo y con tres triunfos en pruebas especiales. Así, el Munchi’s Ford WRT logró que sus dos autos sumaran por el torneo de Constructores en su mejor resultado desde la constitución del team, a principios de este año. “Ha sido un resultado fantástico para mí y para todo el equipo. Lo conseguido en Japón fue más que importante.”

Luis Pérez Companc: Participación en la Manzana 2010

El debut de Luis Pérez Companc en la Manzana fue en 2001 con un Mitsubishi Lancer, pero no le fue bien, lo mismo que en 2002. Después llegaron los triunfos en fila, que fueron 4 nada menos y lo convirtieron en uno de los más ganadores detrás de Gabriel Raies y Jorge R. Recalde.

De perfil muy bajo y bueno para acelerar, lo que le permitió ganarse el reconocimiento de los aficionados valletanos, Luis Pérez Companc cuando confirmó su presencia en la Manzana 2010 manifestó que “me pareció una buena idea sumarme a los festejos de las 40 ediciones y qué mejor que olvidar ese momento, más que nada por el calor de la gente cuando pasaba con el auto y yo, que no me cuesta y más de una vez le sacaba canas verdes a José (por Volta), trataba de darles el mayor espectáculo posible andando siempre a fondo.”

Luis Pérez Companc sostuvo que cada Manzana era diferente “Recuerdo tanto las del comienzo con el Mitsubishi como también las cuatro que gané con el Toyota.” Además, agregó que se sentía sumamente cómodo: “Para mí era como estar de local y creo que por eso me sentía tan cómodo en la prueba.”

2005: Toyota y Ford, un año a dos puntas

Con la finalización del último segmento de velocidad del Rally Gran Premio de Santa Rosa de Calamuchita en Córdoba, caducó la homologación del Grupo A/8 dentro del Rally Argentino, y con ello quedó fuera del circuito del Rally un vehículo que marcó toda una época en la categoría: el Toyota Corolla WRC A/8, del equipo Raies Competición.

La unidad de color rojo viene de completar una temporada excepcional para este auto, luego de ganar siete de sus ocho presentaciones en el año, todo un récord. Hagamos un repaso de la temporada recién finalizada.

Un problema laboral le impidió a Luis Perez Companc estar presente en el Rally de Traslasierra en Mina Clavero, que abrió la temporada como sucede año a año. Por ello, sus expectativas quedaron trasladadas para la segunda carrera del certamen, el Rally CET de Río Ceballos, que además fue válido por el Campeonato Argentino y Sudamericano (CODASUR), de la especialidad.

El debut en la temporada 2005 del Rally Argentino no fue todo lo auspicioso que la escuadra esperaba, ya que si bien estuvieron dominando la competencia, el reventón de un neumático provocó la salida del camino del Toyota Corolla WRC y con ello se consumó el aban-dono del binomio del Raies Competición.

El Rally del Petróleo y los Dinosaurios en Plaza Huincul y Cutral-Có, marcó la tercera fecha del certamen y fue la vencida para las aspiraciones de triunfo de Luis Pérez Companc-José María Volta. Con un andar avasallante consiguieron la primera victoria del año y también se impusieron en la general absoluta, precediendo al local, Alejandro Cancio-Carbonari, quien estrenó en sus pagos el Mitsubishi Lancer Evolución VIII que le permitió al piloto sureño demostrar sus condiciones, ahora con un auto más equilibrado y veloz.

Luis Perez Companc

Aquél día que no pudo ser

Gracias al abandono del líder Luis Perez Companc en Plaza Huincul y con la victoria cedida por su compañero de equipo Beltrán, el tucumano festejó con un Subaru su primer título absoluto

A los 36 años Roberto Sánchez se dio el gustazo que por poco se les había escurrido en el 2001. cuando Gabriel Raies no cedió en la carrera definitoria en Punta del Este y postergó los sueños del tucumano, que, ambicioso nato, pretendía recuperar el título absoluto del rally nacional, ganado en 1999.

Un 2002 de transición lo puso lejos de la corona, pero con su Subaru Impreza, se bañó por fin con la esquiva gloria máxima. Y de la forma más inesperada, pues llegó al IV Rally del Petróleo y los Dinosaurios en noveno lugar y en la última fecha del Campeonato Argentino, con siete puntos de desventaja frente al cordobés Federico Villagra, conductor de un Mitsubishi Lancer.

Luis Perez Companc

La carrera, por tratarse del Gran Premio -que otorga un 50% más de puntos, ya que incluye tres etapas en lugar de las habituales dos-, le abría una esperanza que en otro caso habría sido ínfima. Las 15 unidades destinadas al ganador en los caminos de Cutral-Có y esta ciudad no eran, de todas modos, tantas como para confiar mucho en un triunfo sobre el regular Coyote Villagra, ex campeón argentino de motocross. Y no venía favorable el desarrollo: una Toyota Corolla extraterrestre de Luis Pérez Companc imponía condiciones a lo lejos en la clasificación, escoltada por el Impreza del cordobés Sebastián Beltrán, compañero de Sánchez en el equipo Barattero Competición. Detrás, el tucumano Juan Pablo Raies (Corolla) y Villagra.

Sánchez debía vencer (15 unidades) que Coyote no fuera más que tercero (5,5), o ser segundo (9) y que su rival por la corona no puntuara. Con Villagra S° y Pérez Companc en otra carrera (a casi 2 minutos) la misión era más que difícil. Pero las cosas se dieron: desertó Luis Perez Companc (turbo) y Beltrán cedió en el final para que Sánchez lo superara en los tiempos, tal cual habían acordado. Controvertido, al estilo Ferrari con Schumacher y Barrichello, pero admitido. Y el hombre de Concepción, con Fabián Cretu como copiloto, festejó por fin el título de campeón argentino absoluto de rally, o sea,la competencia sin distinción por clases.

Villagra, al menos, quedó con el consuelo de retener la corona de la competitiva clase N4. Seguramente ya tendrá otra oportunidad, como la tuvo Sánchez, cuya espera, por cierto, no resultó en vano…

Luis Perez Companc

Luis Pérez Companc, entre los primeros argentinos en completar el Dakar

Por la exigencia de la prueba y porque las anteriores incursiones argentinas fracasaron, más de uno pensó que no llegarían a completar con éxito el reto para el automovilismo que representó el Dakar El Cairo en el 2000: “Anhelábamos terminar el Dakar y lo hicimos.

Tuvimos la alegría de ser los primeros argentinos en culminar la carrera más difícil y larga del mundo y de ser los mejores clasificados entre los argentinos. Haber llegado a El Cairo fue una emoción muy grande, es difícil describirlo con palabras, se nos cayeron las lágrimas y fue entonces cuando comprendimos que habíamos completado todo el recorrido”, relató Luis Perez Companc.

Frente a la falta de fe sobre su posible performance, el piloto confesó “A nosotros nos pasó lo mismo en la cuarta etapa cuando rompimos el puente de la camioneta. Era una etapa de 520 km y veníamos bien, pero a 20 km de terminar nos tragamos un pozo y ahí pensamos que abandonábamos.

No había tiempo para reparar, y ya armábamos las valijas, pero entonces nos llegó la “buena-mala” noticia de que la carrera se suspendía por el supuesto atentado.”  La desafortunada interrupción resultó ideal para los intrépidos conductores que pudieron reparar el vehículo y prepararse para atravesar las etapas restantes con menor dificultad.

Luis Perez Companc

A pesar de la ventaja, Luis Perez Companc se lamentó de la suspensión de las etapas más difíciles: “Era el desierto del Teneré y era una zona complicada. La organización suponía que en esas etapas iban a quedarse varios vehículos. Pero fue una lástima, cruzar ese desierto es un verdadero desafío.” Sin embargo, Luis y Jorge Pérez Companc, junto con Sergio Gora y Pablo Gomes, se quedaron con la satisfacción y el orgullo de pasar a la historia del automovilismo argentino como los primeros del país en terminar un Dakar.